Últimas Nocitias

IMPUSIERON EL NOMBRE DE MARÍA ISABEL FARJAT A UNA CALLE CÉNTRICA EN HOMENAJE A LA DESTACADA DOCENTE, QUE TRABAJÓ POR LA INCLUSIÓN SOCIAL DE JÓVENES CON DISCAPACIDAD


Emblema de APANAAL

Con la presencia del diputado provincial Juan José Mussi, Berazategui homenajeó a María Isabel Farjat, quien se desempeñó al frente de la Asociación de Padres y Amigos de Niños, Adolescentes y Adultos Limitados (APANAAL), imponiendo su nombre a la calle 11, entre Lisandro de la Torre y 148.

La emotiva jornada se dividió en dos, ya que primero se descubrió el nombre de la inolvidable María Isabel sobre la señalización de 11 y 148; y luego se realizó un acto central en la sede de la entidad, ubicada en 11 Nº 4725.

Durante su discurso, el diputado Mussi resaltó la tarea de Farjat. “Recién conversaba con alguien que me decía que había distintos tipos de homenajes. Muchas veces nunca son inmerecidos, pero hay algunos que son más merecidos que otros y este es el caso”.

Además, el legislador provincial dijo: “fue una suerte haber conocido a María Isabel. Uno aprendió mucho de la vida con ella y, sobre todo, que una persona se puede dedicar toda la vida a una sola cosa, como a esta actividad tan solidaria”.

El doctor Mussi, también, hizo hincapié en que el homenaje se realizó en coincidencia con el Día del Maestro. “Ella fue una docente de alma, con quienes uno no siempre se puede encontrar, y dedicó su vida a esto”, señaló.

El diputado calificó a Farjat como un ejemplo en su tarea. “Hay próceres más grandes, más reconocidos y también existen los más pequeños, que también son próceres, como María Isabel. Siempre rescaté el hecho de que pidiera para sus muchachos y nunca nada para ella”, agregó.

El legislador, además, reconoció la ordenanza elevada por el Concejo Deliberante, por el hecho de “dedicarle una calle céntrica y nada menos que frente a su APANAAL querido.

“Berazategui tiene muchas particularidades especiales y entre ellas tuvo la virtud de haber recibido y abrazado a María Isabel Farjat. Sé que ella se quería venir a vivir a esta ciudad (era de La Plata) y éste fue su homenaje a Berazategui, que la transformó en una ciudadana más de este municipio”, finalizó el diputado provincial.

Visiblemente emocionada también se encontraba María Angélica Bassaber, quien hoy es la presidenta de APANAAL. Ella agradeció la presencia del doctor Juan José Mussi y, además, recordó a María Isabel. “Estoy en la entidad desde sus primeras horas y tuve la suerte de conocerla. Era  una persona con mucha voluntad, perseverancia, un espíritu feroz y con un sueño a realizar, por el que puso todas las ganas y todas sus fuerzas”.

Para Bassaber, el legado más importante de María Isabel fue “transmitir unos valores que ojalá toda la juventud mantenga: el trabajo, la honestidad y la solidaridad”.

Ángel Verta fue uno de los alumnos que estuvo en la entidad desde sus comienzos y agradeció haber podido aprender muchas cosas en APANAAL y de la mano de María Isabel. “Ella me enseñó a viajar solo y a tener cuidado en la calle; me enseñó el trabajo y cómo manejarme en la vida. Fue como una segunda mamá”.

Finalmente sostuvo: “le diría, de corazón, muchas gracias por todo lo que me enseñó. APANAAL, para mí, es como mi segunda casa”.